Avisos
Vaciar todo

Algunas historietas que me decepcionaron de algún modo (1/2)

Rocky2411
(@rocky2411)
Usuario Shukulento

Sí, señores, así es. Otro de los aportes super-largos de Rocky2411, yo sé que sus cuerpos ya los echaban en falta y me apresuré a satisfacer estas necesidades carnales...
De hecho, es tan largo que deberé separarlo en dos partes. Principalmente con tal de mantener la cordura :3

No daré más vueltas e iniciaré con la introducción.

 

Introducción

Decepción: “Decepción es el pesar causado por un engaño; un sentimiento de insatisfacción que surge cuando no se cumplen las expectativas sobre un deseo o una persona”.

Estoy más que seguro de que prácticamente todos los lectores que lleguen a este post habrán sufrido este sentimiento en algún momento de sus vidas con algún objeto en particular, sea una situación de su vida diaria, así como una serie, película, videojuego o lectura. Y es que cuando uno comienza a plantear el objeto en cuestión en su mente resulta inevitable establecer perspectivas con respecto a su desarrollo. La decepción puede ser causada por tener expectativas demasiado altas, la mejor forma de descartar este tipo de situaciones es reconocer si las expectativas se encuentran fundamentadas en experiencias anteriores con el mismo medio. Por ejemplo: si uno lee un libro y durante la lectura comienza a establecer un nivel de calidad dramática en la obra, pero el final resulta insatisfactorio, entonces sabremos que la decepción se basó en la propia obra y no en una expectativa demasiado alta, ya que la obra demostró satisfacer las expectativas momentáneamente pero luego se vio devaluada.

La decepción, aun así, puede ser causada por diversas fuentes. No necesariamente radicará en la disminución del nivel del objeto en una cierta característica, también puede ser por la discontinuación del mismo o por un cambio sustancialmente cualitativo. En este post me resumiré a las decepciones que me he llevado con algunas obras de manga, manhua o manhwa, pero teniendo en cuenta las diversas razones de estas decepciones. Quiero aclarar que el hecho de que, por lo menos, algunas de estas obras sean decepcionantes por algún motivo no las vuelve necesariamente malas o poco recomendables.

Lo último por aclarar es que, debido a que tengo que explicar la razón de las decepciones que generaron en mí las siguientes obras, obviamente esta lista está muy cargada de spoilers, sean de la estructura general de la obra así como del desarrollo interno. También debo advertir de que el simple hecho de saber que cierto título de cierta obra se encuentra en la lista podría ser visto ya como un spoiler, recomiendo entonces que sean cuidadosos a la hora de leer este post y, en caso de que tengan pensado leer una obra que crean que podría llegar a encontrarse en la lista, desistan de esta lectura.

Sin mayores dilaciones comenzaré con el desarrollo de esta pequeña lista:

 

Pink Royal

Género: Gore, Acción, Suspenso y Drama.
Clasificación: +18 (fuerte contenido de violencia física).
Tipo: Manga.
Estado: Finalizado (19 episodios).

Coloqué este manga al comienzo de la lista principalmente para demostrar un punto clave: la decepción no surge obligatoriamente de que el desarrollo argumental sea malo, pueden haber otras causas. Pink Royal es un excelente ejemplo de este punto, porque la principal causa de que me haya decepcionado radica en algo que quizás ya hayan observado.

Antes que nada, hablemos de la trama de la obra. Pink Royal gira en torno a Momomi, una estudiante que, caminando un día por el parque, se encuentra con una mujer desmayada y, antes de siquiera poder ayudarla, ella de desmaya también. Al despertar se encuentra en un depósito (estos típicos edificios donde se amontonan cajas y conteiners) con otro montón de mujeres, observa que en su muñeca se encuentra un extraño brazalete, muy similar al de las series sentai que veía de pequeña (un sentai es un tipo de serie japonesa, como los Power Rangers, por ejemplo). Pronto aparecen los típicos enemigos de estas series, pero éstos se muestran mucho más hostiles de lo esperado y comienzan a masacrarlas violentamente, se hace evidente que la cosa va a tonos serios y la protagonista logra sobrevivir gracias a una de las chicas que le muestra cómo transformarse y luchar. Lamentablemente su salvadora muere a manos del jefe del batallón de enemigos, la protagonista logra imponerse, pero al vencer es transportada a otro sitio, debiendo dejar el cuerpo de su amiga allí. Así comienza la historia, la protagonista se ve obligada a obedecer a una suerte de clérigo de una extraña iglesia que tiene como deidad a un antiguo personaje sentai y luchar contra los enemigos que le son señalados, mientras tanto hará lo posible por sobrevivir hasta desvelar los misterios de ese mundo.

La premisa se muestra prometedora, es interesante, tiene misterio, acción y una buena dosis de horror visual. Pero lamentablemente, y como quizás ya hayan observado, la serie cuenta con poquísimos episodios, tan sólo 19. Es prácticamente imposible desarrollar una historia compleja con tan poco espacio, y Pink Royal no consigue tal milagro. Apenas finaliza el segundo arco y la serie se abalanza hacia el desenlace, no creo que el problema de la serie radique en malas ideas argumentales o errores en la trama, sino en un desarrollo abruptamente apresurado por razones que ignoro completamente. La serie no se puede permitir pausas o charlas retrospectivas, se vence un obstáculo y se arremete velozmente al siguiente, sin tiempos muertos o descansos. Además, hay una historia paralela a la principal que acontece en el mundo real, donde una periodista intenta descubrir qué está sucediendo, pero si ya a la historia principal le falta espacio de desarrollo, ésta cuenta con un progreso aún menor.

La falta de tiempo termina dejando muchas cosas en el tintero. Por ejemplo, muchos enemigos que hablan durante el comienzo de la serie y se muestran entre las sombras (típico recurso para que luego cuando aparezcan resulten imponentes), al final no aparecen nunca o, por lo contrario, aparecen pero sólo lo hacen para hablar un poco y luego retirarse, algunas muertes terminan importando más bien poco, ya que no hay tiempo suficiente como para encariñarse con los pocos y efímeros personajes. Resulta bastante anticlimático. Uno esperaría una montaña rusa, pero esta serie es más bien un tobogán; corto, conciso y sin mucha vuelta. Lo cual es una lástima, porque buenas ideas no le faltaba. El ambiente de horror está muy bien logrado (le doy especial énfasis al arco del segundo jefe) y los personajes, si bien son pocos y están pobremente desarrollados, son bien reconocibles.

Al final, la serie es decepcionante. Su cortísima duración no le hace justicia a sus premisas. El final de la serie resulta muy inconexo, principalmente debido a que el desarrollo apresurado no puede dar más de sí. Desconozco la razón por la cual el autor/a hizo tan corta la historia, pero es una lástima, porque pudo ser muchísimo mejor.

Ahora… ¿recomiendo Pink Royal? Personalmente, sí. Es corto, confuso y agobiante, pero lo que logra hacer bien en el poco tiempo que tiene, lo hace bastante bien. La decepción será irremediable, pero las ideas que tiene la obra creo que lo valen de todos modos. Aun así, advierto que no es tampoco la gran cosa.

 

Pharaoh's Concubine

Género: Fantasía, Historia, Romance y Drama.
Clasificación: ATP.
Tipo: Manhua.
Estado: Finalizado (68 episodios).

Ya pudimos observar el problema de ritmo que sufrió Pink Royal, la falta de tiempo evitó que su trama se desarrollase correctamente, lo cual resultó en un gran desperdicio de buenas ideas y conceptos. Pero el ritmo vuelve a ser un problema en esta obra, ahora no por una cuestión de longitud, sino de entrecortes y discontinuidades. Es decir, “mantener” el ritmo.

Como siempre, comencemos hablando de la trama de la obra. Pharaoh’s Concubine relata la historia de la protagonista, Aiwei, la hermana menor del presidente de una importante corporación británica, quien se interesa mucho por la historia egipcia. En uno de sus viajes, su hermano le trae un brazalete de oro que, tras una discusión entre los hermanos, envía a la protagonista al antiguo Egipto de Ramsés II. Allí conocerá al propio faraón, quien al ver el cabello rubio de Aiwei la toma como concubina, estableciendo prontamente una creciente relación que luego se tornará romántica.

En sí, la premisa parece bastante cliché, y realmente lo es, pero la obra hace buen uso de su temática histórica. No tiene ningún valor real como fuente historiográfica, obviamente, pero sí que sabe sacarle provecho a su contexto general y logra así crear un cierto interés en la trama. El romance de la obra es bastante inocente, no tiene nada de contenido +18, ni siquiera +16, pero ello no es para nada un problema. El verdadero problema de la obra radica en sus personajes.

 

Hablemos un poco de cómo se suele dar la evolución de personajes en una serie romántica. Estableceremos, para una mejor comprensión, tres estados:

  • Primera fase: Los protagonistas desconfían el uno del otro, son apenas conocidos o desconocidos totalmente. Los conflictos de esta sección de la obra suelen nacer de las asperezas entre los dos protagonistas, generalmente no es necesario establecer desde entonces al antagonista, ya que los propios protagonistas generan los problemas al verse expuestos a la relación mutua.
  • Segunda fase: Los protagonistas ahora se conocen, aún no establecen una relación, formal por lo menos, pero sí ya poseen cierta cercanía. El mutuo reconocimiento de sus respectivas naturalezas lleva a los personajes a disminuir las discusiones y las peleas entre ellos, quizás aún se arrastren mentiras o inconvenientes nacidos de la primera fase, pero éstos tenderán a generar un pico de tensión en un punto conveniente de la obra (generalmente dan por resultado el afianzamiento de la tercera fase). El antagonista comienza a mostrarse, pero aún no se le ve actuar con total fuerza.
  • Tercera fase: Los protagonistas reconocen una relación, sea formal o tácita, entre ambos sujetos. La confianza crece enormemente, transformándose ésta en la principal herramienta con la que se valdrán para enfrentarse a las dificultades. El antagonista acciona enormemente, conforma el principal y, generalmente, último obstáculo en la relación romántica. Se llega al clímax de la obra.

 

Las obras románticas no tienen por qué seguir al pie de la letra esta fórmula, algunas cambiarán mucho la estructura básica y otras avanzarán su historia mucho más allá de estas tres fases (se verá mejor este tema en la segunda parte). Pero de lo que no cabe duda es de las direcciones generales, la construcción de un correcto “arco evolutivo” de los personajes es crucial en una historia romántica, ya que el romance depende en totalidad de los personajes que lo protagonizan. Y aquí es donde Pharaoh’s Concubine decepciona estrepitosamente.

La primera fase la representa muy bien: Cuando Aiwei conoce a Ramsés cree que éste le hará daño o que directamente la ejecutará si hace algo mal, Ramsés, por su parte, desconfiará de Aiwei cuando ésta parezca estar relacionada con los hititas. Los personajes mantienen una extraña relación de aprecio-desprecio y desconfianza mutua que corresponde muy bien a estos primeros escalones de la historia, pero al avanzar la misma es cuando se notan mejor sus problemas. Cuando la historia avanza y Ramsés y Aiwei estrechan sus relaciones, el comportamiento del faraón hacia la protagonista va cambio acorde a la fórmula expuesta más arriba, pero Aiwei mantiene el mismo comportamiento.

No me refiero a que la protagonista femenina no corresponda al avance de la relación con su contraparte, sino que sí lo hace, pero que luego actúa haciendo lo opuesto. Para que se me entienda mejor: Llegado el momento, los personajes estrechan su relación, comienzan a confiar mutuamente para solventar los inconvenientes que afrontan y terminan así acercándose, pero en cuanto la historia deja en la protagonista una decisión importante a la cual ella ya debería saber, por mera experiencia, cómo responder, hace todo lo contrario. Falla a la confianza del faraón una y otra, y otra, y otra vez. En definitiva, no deja que la relación avance, o si lo hace, es únicamente gracias al papel de Ramsés.

Hay personajes que resultan cansinos por lo mucho que se victimizan a sí mismos, pero es que la protagonista no sólo se victimiza, sino que además de lo que es víctima es de sus propias decisiones estúpidas. Comete el mismo error constantemente y parece que nunca llega a aprender nada, pero lo que más molesta es que dice aquello que aprendió (y estas afirmaciones son correctas), pero no las ejecuta. Es una gran contradicción andante.


Ay mi dio', y es que es tontísima la pobre ( ㆆ ͜ʖ ㆆ )
(Spoilers)-> la descubre inmediatamente al verla ( ಠ ͜ʖ ಠ )

 

Y con todo esto… los problemas siguen. Esta piedra en el zapato de la obra termina desembocando en un problema bastante mayor, justamente las interrupciones y discontinuidades que mencioné al comienzo. Esta obra abusa de un recurso que, per se, no es malo, pero al usarse tan indiscriminadamente resulta agobiante. Este recurso es el salto temporal y la interrupción de guion. En varios momentos de la obra, la protagonista logra su objetivo primario, regresar a su tiempo con su hermano. Lo logra no una, sino varias veces, cada vez que regresa a su tiempo encuentra una razón (algunas bastante estúpidas, otras algo mejor desarrolladas) para volver al Egipto antiguo, pero cada vez que lo hace el guion se interrumpe, la mayoría de temas que interesaban antes encuentran una conveniente resolución “tras bambalinas”, por así decirlo, y comienza un arco totalmente diferente, dejando en stand by cualquier asunto anterior. Y dios, cómo se abusan de este recurso, a veces ni llegan a pasar 5 episodios seguidos y vuelven a interrumpir la historia con otro salto temporal innecesario. Al final, no sólo el ritmo cae, sino que una vez caído le dan un tiro en la cien a sangre fría y lo echan al río.


La protagonista regresando de una de sus muchas escapadas totalmente innecesarias e inconvenientes

 

Creo que ya me extendí lo suficiente con este manhua. En conclusión, la obra tiene un buen inicio, cumple correctamente con lo que uno esperaría y el contexto que da el ambiente egipcio y la trama histórica le da un sabor bastante atractivo. Pero en cuanto avanza un poco, la protagonista se nota totalmente fuera de tempo, la obra da tropezones constantes, se interrumpe, se corta e intenta volver a unirse. ¿La recomiendo? No realmente, si te van mucho las historias romanticonas, quizás te guste, pero aun así no será algo realmente satisfactorio de leer.

 

There is no rest for White Angel

Género: Romance, Ecchi, GL, Drama y Psicológico.
Clasificación: +18 (fuerte contenido sexual explícito y violencia física).
Tipo: Manga.
Estado: Finalizado (65 episodios).

Para quienes no lo hayan leído o simplemente lo hayan olvidado, hablé con anterioridad en otro post sobre la precuela de esta obra. Quiero destacar que para entender con mayor claridad la siguiente reseña es recomendable que hayan leído esa reseña o, aún mejor, hayan leído directamente “White angel have no wings” (la precuela en cuestión y lectura que recomiendo fervientemente). También voy a destacar que para desarrollar esta crítica voy a hacer spoilers, tanto de esta obra como de la anterior. Sin más dilación, iniciaré el desarrollo.

There is no rest for White Angel toma lugar algunos años después de finalizada la obra original y difiere de ésta de varias formas. Debo aclarar que la obra es excelente, muy recomendable, pero también debo advertir de algo que generó en mí una cierta decepción, no tanto culpa de la obra como una mera causalidad inevitable. La “primera temporada”, por llamarla de alguna manera, giraba en torno a tres personajes y las relaciones de abuso y “amistad” que se establecen entre ellos: Dahye es una brabucona del colegio que abusa de sus compañeras, especialmente de Ayeon, ésta, por su parte, es una chica tímida que termina refugiándose tras Yeonhwa, una chica albina que, tras su imagen de heroína, esconde una faceta aún más violenta que la de Dahye, resultando prácticamente en una psicópata. Todo el desarrollo de esta primera temporada gira en torno a la violencia, pero no una violencia cualquiera, una violencia especial, una violencia que compila lo psicológico, lo físico, lo social y lo sexual, una violencia que te deja un nudo en el estómago. Cualquiera que haya leído la primera temporada estoy seguro que tendrá opiniones similares, es una obra muy fuerte, pero brillantemente escrita, sin lugar a dudas cumple su objetivo. Ahora ¿Qué sucede con esta segunda parte?

Si hay algo que sin lugar a dudas limitó a la primera parte era la naturaleza de sus personajes, es decir, todos los personajes principales eran adolescentes de preparatoria, por lo tanto, mostrar escenas sexuales explícitas o implícitas era algo que no se podían permitir dentro de lo legal, de este modo tenían que contentarse con un cierto abuso físico para demostrar esta violencia psicológica pero nunca nada demasiado lejos. Así, cuando la segunda parte se anunció y se dejó en evidencia que tomaría lugar varios años después del final de la primera parte, muchos creyeron (yo entre ellos) que ahora el autor/a tendría libertad absoluta para demostrar esta violencia desmedida y dar con una aún mejor representación de ese ambiente tan opresivo característico de la primera parte. Pero parece que el autor/a no opinó lo mismo. Las expectativas se construyeron sobre la base de la primera parte de la historia, por lo tanto no echaría la culpa a una expectativa sin fundamentos, sino a un malentendido que se dio entre ambas partes. There is no rest for White Angel es mucho más ligero en cuanto a temas de violencia y abuso físico/psicológico, aunque sí es mucho más explícito en su contenido sexual. No es malo, de hecho, es una muy buena secuela, pero sin lugar a dudas no es lo que los fans esperaban, hubo una cierta decepción generalizada, aunque no creo que nadie haya terminado con un mal sabor de boca. Cumplió con la calidad esperada, pero las expectativas se vieron troncadas por un cambio principalmente cualitativo.

Otro punto sobre el cual se podría hacer mención es la cuestión del protagonismo. White angel have no wings tiene uno de los mejores inicios de serie que he leído en mi vida. Para quienes aún no han leído la obra, el inicio de la misma engaña al lector, ya que le hace creer que Ayeon será la protagonista de la serie y Dahye la antagonista, pero en realidad los papeles se invierten: Dahye es la verdadera protagonista, ella es quien debe derrotar a la antagonista, y ésta es justamente Yeonhwa. Ayeon tiene un papel más bien secundario dentro de los papeles protagónicos, no es tan importante como te hacen creer en un principio, pero su presencia, aun así, es muy importante para comprender la visión externa de los acontecimientos. Ayeon se mantiene al margen de la enorme mayoría de confrontaciones y las observa desde la absoluta ignorancia, ella es la única que mantiene un panorama regular en toda la obra. There is no rest for White Angel, en cambio, no tiene a Ayeon, ella no aparece en ningún momento de la serie, sólo se la llega a mencionar en unas pocas ocasiones. Y, sinceramente, se hace sentir su ausencia, es interesante, ya que ella parece innecesaria en la primera parte. La segunda temporada cuenta únicamente con Dahye y Yeonhwa como protagonistas (aparecen además otros personajes secundarios, pero son más bien poco influyentes en la historia principal, tienen sus propios arcos), y si bien se profundiza enormemente en la relación entre ambos personajes y sus respectivas psicologías, la falta de un tercero imparcial termina dejando demasiado sobre los hombros de sólo dos protagonistas. No es malo por sí mismo, pero se siente diferente.

La serie cuenta además con otro cambio, el crecimiento en edad de los personajes conlleva también un cambio en su comportamiento. A pesar de que no faltan las locuras e histerias de turno, los personajes son mucho más moderados que en la primera parte: durante la primera temporada los personajes arremetían físicamente unos contra otros sin miedo a las consecuencias, la irresponsabilidad de la adolescencia les daba pase libre para tomar todo tipo de medidas, en cambio, en esta segunda parte los personajes son adultos, con sus responsabilidades y mentalidades maduras (o por lo menos más maduras comparativamente). Si bien ahora al ser adultos pueden (teóricamente) mostrar cosas mucho más explícitas, no lo hace, porque lógicamente no tendría sentido, ahora son adultas y, hasta cierto punto, se comportan como tal. Estoy siendo muy laxo al explicar estas cuestiones, es algo demasiado complejo para explicar en pocos párrafos, pero si tuviese que resumirlo en pocas palabras diría que la serie se ve obligada a mostrar menor violencia porque ahora la adultez les revela con mayor seriedad las consecuencias de sus actos.

A nivel de guion, la serie es una maravilla, lo que uno esperaría. Pero debo decir que el cambio sustancial que hubo en la obra decepcionó un poco a la audiencia, aunque no por ello hizo menos disfrutable una obra tan buena como esta, sólo se debe aclarar que uno se encontrará con algo muy diferente a lo visto en la primera parte. ¿Lo recomiendo? Absolutamente, tanto ésta como la primera parte son dos grandes obras, aunque como expliqué en la lista donde aparece por primera vez: es para un público de estómago resistente, un público capaz de soportar el viaje, no es para todo el mundo, aunque esta segunda parte sea quizás algo más llevadera.

 

 

Y con esto concluyo la primera de dos partes de este aporte, espero tener lista la segunda mitad para mañana o pasado mañana (la parte que viene será considerablemente más larga y tendida u.u). Mientras tanto me despido. Sé que quizás no muchos leen estos aportes tan largos, pero disfruto muchos escribirlos, así que aquellos que lleguen a leerlos y se interesen por alguna de las obras expuestas no duden en darme sus opiniones al respecto :3

Pikapi se despide, bye ^w^

Un Pikachu que supo que podía ser más en la vida que la rata amarilla de un perdedor de ligas Pokémon, ahora es un detective sin fines de lucro >:3

Citar
Topic starter Respondido : 11/08/2020 4:51 AM
Etiquetas del debate

J-O-D-E-R.

Es una salvajada de post la que acabas de mandarte, pero tomándome el esfuerzo de leerlo entero, puedo afirmar que ya me encontré obras que me decepcionaron, especialmente animes, cuya calidad ha caído muchísimo en los últimos tiempos y por desgracia, muchas otras expresiones del arte han sufrido el aciago devenir de aparecer obras de cuestionable calidad. Decir todas las historietas que me decepcionaron de alguna manera llevaría demasiado tiempo y recurrir muchísimo a mi memoria, pero así a grosso modo tengo dos ejemplos.

  1. Videojuego: Tales of Xillia (y la franquicia en general).

¿Por qué me decepcionó? Esperaba algo bastante interesante (sin mencionar las buenas críticas que oía antaño de la franquicia en general) y al poco me decepcioné, que sumado al insoportable doblaje inglés, que no tenía audio japonés para desgracia de mis pobres oídos, pues llegué a aborrecerlo un poquito, pero en cuanto encontré la opción para quitar las voces, se me hizo un tanto más llevadero, y sí, llegué a platinarlo en la PS3, pero me decepcionó TANTO, que en cuanto terminé con el juego, nunca jamás volví a tocarlo y me dejó claro que su estilo de juego no pega conmigo. Aunque al menos me dejó algunas ideas chulas para mi proyecto, así que tampoco perdí TANTO tiempo.

  1. Anime: Trinity Seven.

¿Por qué me decepcionó? Me esperaba un Ecchi bastante picante e interesante por involucrarse los siete Pecados Capitales, con las connotaciones demoníacas que suelen conllevar esto, y sin embargo me encontré un anime más soso que un trozo de pan seco, que encima su trama no fue completamente adaptada al anime porque aún estaba en marcha, haciéndome decidir que solo vería el anime/leería el manga cuando estuviera terminado (cosa que hice con Akame ga Kill! y afirmo que mereció la pena CADA página, e incluso tengo la guía oficial en físico; fígurate como debió de gustarme) y esa ha sido mi tónica hasta ahora. Sin embargo, encontré en la coprota las bases para diseñar a otra personaje del proyecto cuya importancia es bastante... Y ya, no pude rescatar mucho más. Y volviendo al punto base, en cuanto terminé este anime tan cutre, pasé a Shinmai Maou no Testament ¡y hostia puta, como superó al anterior! (es otro Ecchi, y éste es de los picantes tirando a arder; llegué a manchar los pantalones en una ocasión).

Como punto final, diré que si el artista emprende una obra, que la empiece y termine como lo concibió originalmente, porque dejarlo en manos de otros o no seguirlo en mucho tiempo, suele aniquilar la esencia de la misma y mutarla a algo completamente distinto, que puede ser bueno o malo. Y lo dice quien lleva trabajando desde el 2009 en un proyecto cuya envergadura y lore es demencial.

Vergil Chair GIF - Vergil Chair Dmc GIFs
𝕿𝖔𝖉𝖔 𝖊𝖘 𝖎𝖒𝖕𝖔𝖘𝖎𝖇𝖑𝖊 𝖍𝖆𝖘𝖙𝖆 𝖖𝖚𝖊 𝖆𝖑𝖌𝖚𝖎𝖊𝖓 𝖑𝖔 𝖍𝖆𝖈𝖊 𝖕𝖔𝖗 𝖕𝖗𝖎𝖒𝖊𝖗𝖆 𝖛𝖊𝖟.
𝑀𝒾𝓈𝓉𝑒𝓇𝒾𝑜𝓈𝑜 𝓅𝑒𝓇𝓈𝑜𝓃𝒶𝒿𝑒 𝓆𝓊𝑒 𝓅𝒶𝓇𝑒𝒸𝑒 𝓈𝑒𝓇 𝑒𝓁 𝓁𝑜𝓇𝒹 𝒹𝑒 𝓊𝓃 𝒾𝓂𝓅𝑒𝓇𝒾𝑜 𝓂𝓊𝑒𝓇𝓉𝑜, 𝑒𝓈 𝓊𝓃𝒶 𝓈𝑜𝓂𝒷𝓇𝒶 𝒹𝑒 𝓂𝒾𝓈𝓉𝑒𝓇𝒾𝑜𝓈 𝓎 𝓊𝓃 𝒶𝓁𝒾𝒶𝒹𝑜 𝒹𝑒𝓁 𝒲𝒶𝓈𝓉𝑒𝓁𝒶𝓃𝒹...

ResponderCitar
Respondido : 11/08/2020 7:37 AM
Rocky2411 me gusta
Arrow
(@arrow)
Ciudadano de Vermina

Es gracioso porque el otro día me acabe un libro el cual tenía una historia a mí parecer perfecta: una historia con monstruos que parecían sacados de novelas de horror cósmico y un suspense perfecto pero (y aquí viene el o los problemas dado que uno de ellos no me molesta).... El final se dejó muy abierto lo cual me decepcionó dado que si, me gustan las historias largas y de varios libros pero que el final no sea tan abierto y luego el otro problema es que los protagonistas no actúan de forma logica.

vale si acabo de escribir de un libro normal en el chat de anime y manga, algún problema?

ResponderCitar
Respondido : 11/08/2020 9:43 AM
Rocky2411 me gusta
Lexbya
(@lexbya)
Renegado
Respondido por: @arrow

Es gracioso porque el otro día me acabe un libro el cual tenía una historia a mí parecer perfecta: una historia con monstruos que parecían sacados de novelas de horror cósmico y un suspense perfecto pero (y aquí viene el o los problemas dado que uno de ellos no me molesta).... El final se dejó muy abierto lo cual me decepcionó dado que si, me gustan las historias largas y de varios libros pero que el final no sea tan abierto y luego el otro problema es que los protagonistas no actúan de forma logica.

vale si acabo de escribir de un libro normal en el chat de anime y manga, algún problema?

Por curiosidad. ¿Qué libro era?

ResponderCitar
Respondido : 11/08/2020 6:05 PM
Arrow
(@arrow)
Ciudadano de Vermina

@lexbya cartas de invierno de Agustín Fernández Paz (un escritor gallego)

ResponderCitar
Respondido : 11/08/2020 7:21 PM
SuperGreni08
(@supergreni08)
Renegado

Muy buen aporte. Sigue escribiendo de estos por favor.

Por mi parte hubo un par de obras que me decepcionaron:

1-Super Mario Galaxy 2: No m e malentiendan; es un  buen juego pero me había gustado mucho la historia del 1 y al ver que la de este era inferior y sin un trasfondo interesante me sentí decepcionado. Aunque, fue mi culpa por esperar una gran historia de un juego de mario.

2-Just Because! Es un anime de hace unos años, donde se involucro el autor de sakurasou no pet na kanojo y yo adoro esa serie así que vi esta pensando que sería algo similar pero más serio. Y termino siendo una historia aburrida donde casi no pasa nada y varios problemas se resumen a malentendidos amorosos. No es terrible pero si la sentí muy inferior a la otra.

ResponderCitar
Respondido : 11/10/2020 8:50 PM
Rocky2411 me gusta
Compartir: